Un grupo de exploradores  del proyecto Gran Acuífero Maya ha descubierto el mayor sistema registrado de cuevas inundadas. El hallazgo ha sido en Tulum, situado en la Riviera Maya de México.

Gran Acuífero Maya ha averiguado que los sistemas de Sac Actúan y de Dos Ojos se conectan entre sí, lo que ha creado un nuevo pasadizo que mide cerca de 347 kilómetros. Además, los investigadores encontraron cientos de objetos arqueológicos, que reflejan a los primeros pobladores de América, los animales extintos y la cultura maya.

Los cenotes, que es como se conoce en México a los grandes hundimientos acuíferos y ojos de agua, son una parte fundamental de la cosmogonía maya. El investigador cuenta que “es una región muy poderosa, mágica, donde reina lo sobrenatural, donde habitan los dioses y las deidades, donde convive lo bueno y lo malo, y era también de donde surgían los hombres”.