Wall Street cerró este lunes con su mayor caída porcentual desde 2011. El índice Dow Jones cerró la jornada con un 4,6%. El principal indicador de la bolsa estadounidense cayó 1.175 puntos hasta llegar a los 24.345,75 enteros.

Se trata de la mayor caída de puntos que ha vivido la bolsa de Nueva York en un solo día. Este descenso se une a la bajada que registró Wall Street el pasado viernes, cuando los datos del aumento de los salarios en Estados Unidos hicieron que los inversores previeran una mayor capacidad de gasto en la población, y por lo tanto, esto se pudiera traducir en una mayor inflación.

Las bolsas europeas y asiáticas se han visto afectadas este martes por la caída de Wall Street, con caídas de alrededor del 3%. Finalmente, el Dow Jones presentó este martes pérdidas leves en su inicio, lo que contuvo las pérdidas en las bolsas europeas.