Miguel Díaz-Canel se ha convertido en el nuevo presidente de Cuba. Después de ser preparado por Raúl Castro para que lo releve, el sucesor de 57 años, que nació después de la revolución de 1959, ha dado este jueves su primer discurso como Jefe del Estado en la Asamblea Nacional.

En sus palabras, destacó que  quiere “dar continuidad” al régimen socialista de partido único, comentando que no habrá lugar para una “transición” política, o una restauración del capitalismo y advierte de que el general Castro, de 86 años, sigue “al frente” de la dirección del país.

Raúl Castro continuará siendo el primer secretario del Partido Comunista de Cuba hasta 2021 y la Constitución establece que el partido es “la fuerza dirigente superior de la sociedad y del Estado”.

De esta manera, Raúl Castro se sitúa en un segundo plano desde el que supervisará al nuevo gobierno.