El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha roto el pacto antinuclear con Irán. Pese a las repercusiones que podría tener a nivel mundial, el mandatario se ha reafirmado en esta decisión y ha destacado que ha cumplido otra de sus promesas electorales.

Esto se produce en un año electoral, en el que se decide el control de las Cámaras y la posibilidad de un posible “impeachment”. Desde su inicio en el poder, Donald Trump ha cancelado el Acuerdo Transpacífico, el Pacto Contra el Cambio Climático, la buena convivencia con México y el tema de los dreamers.

El objetivo de esta “disputa” permanente es conseguir mantener viva esa masa de electores mayoritariamente formada por blancos y personas rurales.