Un pequeño avión militar que transportaba al recién nombrado secretario de Asuntos Exteriores, Boris Johnson, ha tenido que realizar un aterrizaje de emergencia cuando se dirigía hacia Bruselas este domingo.

El avión, que despegó de la RAF Northolt, se vio obligado a aterrizar en el aeropuerto de Luton tras un “problema técnico”, dijo un portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores.

Johnson dio las gracias a la tripulación por su profesionalismo y agradeció al aeropuerto de Luton la bienvenida no programada.

Ahora ha continuado su viaje de nuevo.

El retraso significa que Johnson llegó tarde para una cena informal con el jefe de política exterior de la Unión Europea Federica Mogherini.

Un portavoz del aeropuerto de Luton, dijo los 16 pasajeros a bordo del avión dejaron el avión con las medidas de seguridad que están en el protocolo, pero la pista se tuvo que interrumpir durante más de 30 minutos.