Bankia anunció este miércoles una propuesta para que los pequeños inversores que participaron en su salida en bolsa recuperen todo lo invertido, además de los intereses.

A esta medida se podrán acoger todos los inversores minoristas sin acudir a los tribunales y sin cumplir ninguna otra condición, salvo la presentación de una solicitud en cualquier oficina de la entidad, que ya está disponible en la web de Bankia y en sus sucursales. Los inversores tendrán un plazo de tres meses para hacer este trámite, desde este jueves, 18 de febrero. La entidad afirma que tiene 1.840 millones de euros provisionados para hacer las devoluciones.

Esta decisión fue tomada, ante la posible avalancha de procesos judiciales a los que se enfrentaría la entidad, después de que el Tribunal Supremo diera la razón a dos particulares que defendían que en el folleto de salida a Bolsa de Bankia había inexactitudes.