El primer ministro del Reino Unido, David Cameron, ha admitido que el distanciamiento con Boris Johnson sobre el referéndum de la Unión Europea ha dañado la estrecha relación personal que mantenían.

Desde que Johnson, alcalde de Londres, tomó la decisión de respaldar la campaña Leave para abandonar la UE en el referendo del 23 de junio, la amistad entre los dos líderes se ha resentido. La amistad entre el primer ministro y Johnson se remonta a sus días en Eton y Oxford.

El alcalde de Londres, Boris Johnson, está a favor de salir de la UE.
El alcalde de Londres, Boris Johnson, está a favor de salir de la UE.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Cameron, quien apoya la permanencia del Reino Unido en el bloque europeo, dijo que esperaba escuchar un “argumento civilizado razonable” de alguien a quien él considera un “gran amigo”, pero en una entrevista con la revista Glamour, admitió que la división política había hecho mella en ellos.

“Todavía soy amigo de Boris, sólo tal vez no tan buenos amigos”, dijo. Agregó que era “frustrante” que Johnson – y otro aliado cercano, el secretario de Justicia Michael Gove, hubieran elegido hacer campaña en el lado opuesto en la batalla sobre las futuras relaciones del Reino Unido con Bruselas. “Creo que han tomado la decisión equivocada”, dijo.