Un comité parlamentario de alto nivel recomendó a todos los parlamentarios y lores desalojar las dos cámaras del Parlamento durante seis años para llevar a cabo reparaciones urgentes. El informe sugiere que los diputados se trasladen a los edificios cercanos para poder realizar el plan de restauración de cuatro billones de libras.

Las dos cámaras del Parlamento tendrían que aprobar esta medida, que es la que se considera más económica y rápida. Esta propuesta es urgente, ya que la parte del palacio de Westminster está plagada de amianto y la instalación eléctrica está envejecida.

Algunos de los miembros del comité de restauración se mostraron escépticos sobre la necesidad de una reubicación total al principio, en lugar de hacer las reparaciones en etapas para que los miembros permanezcan en el lugar.

Después de más de un año recorriendo las partes desmoronadas y entrevistando a expertos, una fuente cercana a la comisión dijo que esta medida era necesaria.

El plan sería que los parlamentarios se trasladasen a la sede del Departamento de Salud en Whitehall y la construcción de una cámara de debate temporal en el patio, para formar y examinar las leyes, los votos y formular declaraciones.