Según un sondeo de Social Weather Centre afirma que el 84% de los filipinos apoya la campaña contra las drogas de Duterte. Estas acciones causaron 3.700 muertes en los primeros cien días de mandato.

 
El sondeo mostró que solo un 8% de los 1.200 entrevistados se mostraron no satisfechos con estas violentas acciones, mientras que otro 8% se declaró indeciso.

 
La encuesta que fue realizada entre el 24 y el 27 de septiembre reveló que un 71% considera muy importante que los sospechos que están vinculados a las drogas no mueran en operaciones policiales y otro 23% cree que es bastante importante.