Los británicos decidieron su destino dentro de Europa. Los resultados del referendo de este jueves arrojan un triunfo para la opción del Brexit, o salida de la Unión Europea por un estrecho margen. El anuncio ha ocasionado la caída de la libra esterlina y la incertidumbre en los mercados.

La opción del ‘Leave’ o salirse del bloque europeo, ganó con 17.410.742, es decir, con el 51,9%, mientras que la opción ‘Remain’ o permanecer obtuvo 16.577.342 votos, un 48,1%.

Estaban llamados a sufragar 46 millones, pero al final lo hicieron 33.577.342 personas, una participación de 72%.

 Esta es la primera vez que un país decide dejar la Unión desde su creación en 1992.

Las primeras consecuencias fueron la caída abrupta de la libra esterlina a su nivel más bajo desde 1985 y la renuncia del primer ministro David Cameron.