Según informaciones del diario El País, los líderes de los dos principales partidos políticos de México, han sido acusados de tener candidatos relacionados con el narcotráfico de cara a las elecciones locales del país azteca.

Manlio Fabrio Beltrones, presidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI), anunció este sábado que expulsaba de la formación política a tres candidatos por el municipio de Tamaulipas porque fueron “amenzados o comprados por el crimen organizado” para apoyar al candidato del Partido de Acción Nacional (PAN).

Ricardo Anaya Cortés, dirigente panista, defendió a su candidato y acusó al PRI de haber estado vinculado históricamente al narcotráfico.

Tamaulipas, situada en el noreste de México, es uno de los 13 estados donde habrá comicios este cinco de junio para elegir alcalde, gobernador y diputados locales. Desde hace diez años ha estado amenazado por el crimen organizado, especialmente por las disputas del cártel de Los Zetas y el del Golfo.