Un hombre que había desaparecido fue encontrado muerto dentro del cuerpo de una serpiente pitón, según la policía local de Indonesia.

El hombre llamado Akbar desapareció el domingo en la isla de Sulawesi, después de salir a cosechar aceite de palma y no fue hasta el lunes que denunciaron su desaparición.

En la búsqueda del joven, de 25 años de edad, la policía que había encontrado una enorme serpiente que sospechaba se había tragado al hombre.

La pitón reticulada, que se dice que tiene 7 m de largo, fue cortada y el cuerpo del hombre fue encontrado dentro.

Las pitones reticuladas se encuentran entre los reptiles más largos del mundo y sofocan a sus víctimas antes de tragarlas enteras.

Un portavoz de la policía en la provincia de Sulawesi Occidental, dijo que los aldeanos informaron a la policía que Akbar había estado desaparecido durante 24 horas.

La policía entonces realizó una búsqueda y encontró la serpiente cerca de la plantación de palmeras de la familia. “No lo encontraron pero los aldeanos vieron una python inmóvil en la zanja, y sospecharon que tal vez la serpiente tenía Akbar.” Cuando lo cortaron, Akbar estaba dentro de la serpiente.

“La gente había oído gritos desde el palmeral la noche anterior a que Akbar fue encontrado en el estómago de la serpiente. “Cuando la serpiente fue capturada, las botas que Akbar llevaba estaban claramente visibles en el estómago de la serpiente”, dijo.