El inicio oficial de la primavera ha estado marcado por condiciones de humedad y advertencias de la llegada otra ola de frío.

Los meteorólogos han pronosticado temperaturas de 2C para la próxima semana, con vientos fríos y lluvias. Además, hay riesgo de heladas durante la noche ya que las temperaturas no pasarán de los 8 grados.

Según la Oficina de Meteorología el clima frío podría durar hasta principios de abril. Y esto se debe a un “evento repentino de calentamiento estratosférico”, donde el aire a gran altura sobre el Polo Norte se calienta y empuja a temperaturas árticas de bajo nivel más frías hacia el sur.