El Secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, activó este martes la Carta Democrática del organismo para atender el caso de Venezuela.

Se trata de un paso inédito para abrir un proceso que puede llevar al país a sufrir una serie de sanciones avaladas por los países de América.

En un informe de 132 páginas publicado por la OEA se invoca el artículo 20 de la carta para “solicitar la convocatoria de un Consejo Permanente de los Estados miembros entre el 10 y el 20 de junio de 2016”, un procedimiento que “deberá atender a la alteración del orden constitucional y cómo la misma afecta gravemente el orden democrático” de Venezuela.

Almagro ha sido un duro crítico del gobierno de Nicolás Maduro que ha puesto trabas para que la oposición solicite un referendo revocatorio en medio de una de las peores crisis político y económica que ha vivido el país.