La policía ha advertido al público a no utilizar los cajeros automáticos de Santander en zonas del norte de Inglaterra por miedo a que hayan sido manipulados con el fin de obtener datos bancarios.
La policia de Lancashire y Cheshire dijeron que han recibido informes de problemas con algunos de los cajeros automáticos del banco y advertencias en la red social de Twitter. Téstigos de Lancashire declaran que el temor se ha generalizado. El vandalismo ha aumentado en la región y numerosos cajeros han sido cerrados debido a esta situación.
En caso de haber perdido de dinero los usuarios deben ponerse en contacto con el banco o llamar al 101. Asimismo se recomienda ser precabidos al utilizar cajeros de otras entidades.