Este martes el Parlamento británico ha reconocido que Reino Unido tendrá que participar en las elecciones al Parlamento Europeo del próximo 23 de mayo, ante la parálisis que están sufriendo las negociaciones entre laboristas y conservadores ante la salida de Reino Unido de la Unión Europea.

Pese a esto, la primera ministra británica no se da por vencida y espera que su plan de Brexit salga adelante antes de junio, evitando que los eurodiputados elegidos puedan tomar posesión de su escaño.

El número dos de Theresa May, David Liddington, expresó: “Dado el tiempo del que disponemos, lamentablemente no va a ser posible finalizar este proceso antes de la fecha legalmente establecida para las elecciones al Parlamento Europeo”.

Según las encuestas, la formación vencedora en  las elecciones europeas desde Reino Unido será el denominado Partido del Brexit, que ha sido creado hace poco por Nigel Farage.