Bethan Doci, quien admitió un fraude de 2010 a 2013, fue descubierta en un clásico espiral de mentiras, dijo la corte.

La violinista profesional ha sido condenada a prisión por recibir más de £ 300000 pretendiendo que tenía cáncer. La mujer, de 38 años alegó que necesitaba el dinero para su tratamiento, pero en realidad llevaba una vida normal incluyendo vacaciones afuera, autos de lujo y accesorios caros.

Doci, quien ha trabajado con Royal Shakespeare Company y con orquestas alrededor del mundo, engañó a un hombre para quedarse con los ahorros de toda su vida.
El juez, Keith Thomas, dijo: “Usted cometió estos delitos de una manera cruel y sin corazón, diciendo que usted sufría de cáncer y necesitaba tratamiento que no podía permitirse. Tomó el dinero de un contador público jubilado, Liam Donnelly, de 64 años, cuya esposa había muerto de cáncer y que entregó 170.000 libras esterlinas para ayudar a Doci. “Sus víctimas fueron devastadas, especialmente el señor Donnelly, a quien trató de manera especialmente cruel al tomar todos sus ahorros de toda la vida”, dijo el juez.
El tribunal escuchó que Doci no tenía activos, habiendo gastado todo el dinero, y se le ordenó que pagara un £ 1 nominal en compensación. Doci, que usó el nombre profesional Bethan Morgan, lloró cuando fue llevada.

“Esperamos que su condena y sentencia sirvan de consuelo a los que fueron traicionados y sufridos como resultado de su crimen, y esperamos que disuade a otros de cometer como delitos”. Se proclamó la corte