Las “Calorías vacías” “Son alimentos que aportan una cantidad importante de calorías, pero muy pocos nutrientes”, define la nutricionista Liliana Grimberg,

Suelen estar en productos con mucha azúcar, harinas o grasas, cuyo consumo excesivo puede llevar a problemas como aumento de la presión, diabetes y obesidad. El exceso es alarmante porque los alimentos con calorías vacías estimulan el apetito y producen efectos metabólicos adversos, entre otras cosas.

Las principales fuentes de calorías vacías

1.Las gaseosas. Una lata equivale a unos seis terrones de azúcar. La probabilidad de que un niño sea obeso aumenta un 60% por cada lata de gaseosa que consume al día, según estudios de la Universidad de Yale. En las mujeres, una lata al día aumenta 23% el riesgo de enfermedades del corazón.

2.Las bebidas “para deportistas”, estimulantes o energéticas. Tienen azúcar en exceso “e insuficientes minerales”, 3.Los jugos envasados.

4.El azúcar de mesa. También la miel, el cacao soluble y la mermelada.

5.Las galletitas, los snacks y las golosinas, así como los helados y los cereales azucarados.