En un intento por concienciar a sus clientes de cuidar el medio ambiente, el supermercado Lidl ha decidido retirar las bolsas de plástico de 5 peniques a partir de julio del año que viene.

Con esta medida se estima que se ahorrarán 63 millones de bolsas de plástico al año.

En su lugar, los clientes que deseen adquirir una bolsa en la caja se verán obligados a comprar una de las bolsas reutilizables que ofrece este supermercado y cuyo precio oscila entre 9p y 59p.

La cadena ha declarado que con esta acción pretende eliminar la conciencia de los consumidores de un único uso de las bolsas.

Ryan McDonnell, director comercial de Lidl en Reino Unido dijo: “Nuestro compromiso es detener la venta de bolsas de un solo uso promocionando una alternativa más respetuosa con el medio ambiente”.

“Va a incitar directamente a los compradores a pensar en la sostenibilidad, y el papel que pueden desempeñar en la reducción de residuos de plástico innecesarios”.

En octubre del año pasado se tomó la medida de vender las bolsas a 5 peniques y esto provocó un descenso en la venta de bolsas pasando de 7 billones a medio billón. ”