Los líderes de los Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y Estados Unidos se reunirán en un encuentro organizado por la canciller alemana, Angela Merkel.

Merkel ha decidido aprovechar la visita a su país del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y ha preparado una cumbre informal para abordar temas como la guerra civil en Siria, la inestabilidad en Libia, el conflicto en Ucrania, las tensiones entre Occidente y Rusia, así como la crisis de los refugiados en Europa.

En una rueda de prensa Merkel dijo que

la reunión servirá para intercambiar impresiones en torno a “hechos actuales”.

Obama, por su parte, indicó en una entrevista difundida el sábado por el diario alemán Bild que el mensaje que desea transmitir en este viaje es que “Estados Unidos -y el mundo entero- necesitan una Europa fuerte, próspera y unida”.