Este domingo se celebraron las elecciones municipales en Italia. En ellas se renovaban los representantes de 1.341 ayuntamientos y había 13 millones de personas convocadas a los comicios, entre los cuales se deciden las alcaldías de ciudades tan importantes como Roma, Bolonia, Nápoles, Milán o Turín.
Los primeros sondeos sobre los resultados de las elecciones dan como ganadora de la alcaldía de Roma a Virginia Raggi, candidata del Movimiento 5 Estrellas, que habría vencido con entre el 34 y el 38% de los votos, pero no serían suficientes para ganar la primera vuelta. En una situación parecida se encontrarían  los candidatos con más votos en Turín y Milán de centroizquierda y en Nápoles de izquierda.
Estos datos muestran que la decisión definitiva se tomará en las urnas el próximo 19 de junio. La participación descendió respecto a los comicios anteriores, ya que pasó del 72 al 65, 3%. El líder del Ejecutivo, Matteo Renzi, comentó que los resultados de estas elecciones no suponen un examen sobre su gestión al frente del Gobierno.