Según la prensa internacional, un avión de la compañía Egyptair con 81 pasajeros, que debía hacer un trayecto entre Alejandría y El Cairo, fue secuestrado y aterrizó este martes en el aeropuerto de Larnaca en Chipre.

El secuestrador, que inicialmente amenazó con hacer estallar un cinturón de explosivos, obligó a los pilotos a aterrizar en ese aeropuerto. Fuentes de seguridad informaron de que finalmente no había explosivos en el interior del avión. Tras tomar tierra, el secuestrador negoció con Egyptair y accedió a liberar todos los pasajeros excepto a cuatro extranjeros y la tripulación.

Las cadenas de televisión egipcias y chipriotas informaron de que el secuestrador es Seif al Din Mustafa y habría tomado el aparato para entregarle una carta a su exmujer, que es chipriota. El Ministerio de Aviación Civil de Egipto anunció que entre los pasajeros había 21 extranjeros: dos belgas, un francés, cuatro holandeses, cuatro británicos y ocho estadounidenses.