Jani es un niño de 10 años que acaba de recibir 10.000 dólares por parte de Instagram.

El chico que es originario de Helsinki (Finlandia) descubrió un fallo en el sistema de comentarios de la red social la cual, remunera a aquellas personas que informan de las vulnerabilidades que localizan en su plataforma. De esta manera Instagram puede prevenir los errores antes de que aparezcan.

El muchacho se dio cuenta de que podía borrar comentarios de otros usuarios si insertaba un código maligno, este error podía afectar a cualquier tipo de cuenta, podía haber borrado comentarios de la cuenta de un futbolista famoso o de un cantante como Justin Bieber si hubiese querido.

Según la red social, nunca han pagado a una persona más joven que a Jani por descubrir un error en el sistema.